Mostrando entradas con la etiqueta Palestina; solidaridad; Cáritas. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Palestina; solidaridad; Cáritas. Mostrar todas las entradas

26 agosto, 2019

Envío al Campo de Trabajo de jóvenes de Zaragoza

Hace 6 años, desde las Cáritas Diocesanas que componen “Iniciativa por la Paz”, una estrategia de sensibilización sobre la realidad Palestina, surgió la idea de impulsar un Campo de Trabajo centrado en la convivencia de jóvenes de nuestras Cáritas diocesanas con jóvenes palestinos pertenecientes a una minoría católica que convive en paz con sus vecinos musulmanes palestinos, sufriendo ambos la pérdida de derechos fundamentales derivados de la ocupación de sus territorios por el Estado Israelí.

Desde que surgió este proyecto, todos los años, un grupo de jóvenes de diocesanas españolas, entre 18 y 25 años, viajan a Palestina para compartir su vida, sus ideas, sus inquietudes, su fe y su trabajo con jóvenes palestinos católicos para poder empaparse de la problemática tan dura que viven esos hermanos casi olvidados y al mismo tiempo demostrar que la Paz es posible.Los jóvenes se integran en la comunidad parroquial y son acogidos por familias con quienes comparten comida y vivienda.

Este año contamos con la buena noticia de que dos jóvenes de Zaragoza han vivido esta experiencia. Lidia, miembro de la Comunidad parroquial de la Presentación de la Virgen, y Manuel, miembro del Movimiento Familiar Cristiano, han viajado a Palestina junto con otros 8 jóvenes de otras Diocesanas. 


El domingo 28 de julio celebramos una eucaristía con ellos en la Parroquia de la Presentación de la Virgen. Allí nos reunimos padres, amigos, hermanos de Lidia y Manuel junto a representantes del equipo de Cooperación de Cáritas, su párroco, Javier Pérez Más, y resto de comunidad parroquial. Realizamos un acto de envío a esta gran experiencia que iban a vivir durante 14 días. 


Les esperamos con los brazos abiertos para que no sólo pueden transmitirnos sus vivencias, sino puedan ser ejemplo para otros jóvenes y gritar que la PAZ es posible. Les hemos dado un descanso, en cuanto estén en activo, nos contarán para este blog, toda su experiencia. 

Francisco, voluntario del equipo de Cooperación de Cáritas Zaragoza

29 noviembre, 2018

Día internacional de solidaridad con el pueblo palestino

Desde Cáritas Jerusalén nos mandan esta carta con motivo del Día Internacional de Solidaridad con el pueblo palestino y que queremos compartir con todos vosotros. Desde allí, nos animan a trabajar juntos para poner en marcha acciones positivas que hagan posible la paz y la justicia en Tierra Santa.

Queridos amigos y colaboradores:

Ha pasado otro año. La ocupación, la expansión de los asentamientos, las demoliciones de hogares, la detención y encarcelamiento de menores, la lucha diaria de los agricultores para llegar y trabajar sus tierras de cultivo y los omnipresentes check-points (puestos militares de control) dentro de Cisjordania continúan. En Gaza la “Marcha del retorno”, que dejó docenas de palestinos muertos, miles de heridos, así como graves daños en las tierras fronterizas israelíes cerca de la valla, vuelve a poner el foco en los 11 años de bloqueo que mantienen a 2 millones de personas presas en un área total de  365 kilómetros cuadrados. Estos hechos son de todos conocidos, tan conocidos que con el paso del tiempo la conciencia del mundo se ha acostumbrado a ellos y es inmune al horror de un pueblo que lleva ocupando y expoliando a otro desde hace más de 50 años.

A escala masiva, lo anormal se ha convertido en la norma. Los niños de Cisjordania crecen pensando que, de camino a la escuela, es normal pasar por check-points vigilados por jóvenes soldados armados. Muchos están aterrados por las redadas nocturnas en las casas, en las que ven cómo los coches de policía se llevan a sus hermanos o hermanas sin ningún adulto que les acompañe. Los hijos de los agricultores ven cómo les roban sus olivos y destrozan sus árboles sin que nadie rinda cuentas ante la justicia. En Gaza los niños de más de 12 años han vivido 4 grandes guerras. Durante una tormenta reciente los niños gritaban aterrorizados pensando que los truenos eran explosiones de bomba, mientras a unos pocos kilómetros al otro lado de la valla, los niños israelíes corrían atemorizados hasta los refugios, mientras las sirenas anunciaban bombas. Ninguna comunidad está a salvo y en libertad y las palabras de Nelson Mandela vienen a la mente: “Ser libre no es sólo liberarse de las propias cadenas, sino vivir de tal modo que respetemos y procuremos la libertad de otros” y de nuevo “Sabemos muy bien que nuestra libertad es incompleta sin la libertad del pueblo palestino”.

En Cáritas Jerusalén rezamos por la justicia y la paz para todos los que habitan Tierra Santa y proporcionamos ayuda humanitaria a los más necesitados de nuestros hermanos y hermanas. En este Día internacional de solidaridad con el pueblo palestino, por favor, uníos a nuestra oración por la esperanza renovada en la piedad y bondad de Dios y para pedir para el pueblo palestino e israelí el valor de romper las cadenas del miedo y vivir de un modo que respete y procure la libertad de los otros. “La justicia y la paz se besaron” (Salmo 85, 10)

Hermana Bridget Tighe
Directora General
Cáritas Jerusalén.

01 diciembre, 2017

Día de solidaridad con el pueblo Palestino

Desde Cáritas Jerusalén nos mandan esta carta que hemos querido compartir con todos vosotros. Desde allí, nos animan a trabajar juntos para poner en marcha acciones positivas que hagan posible la paz y la justicia en Tierra Santa.

Este es el texto íntegro del mensaje:
Queridos amigos y socios,
Desde el lanzamiento del proceso de paz en Madrid en 1991, el mundo ha visto interminables rondas de conversaciones con numerosos plazos que se establecen y luego expiran sin resultados efectivos sobre el terreno. A los palestinos todavía se les niega su derecho a la autodeterminación, la independencia y la soberanía.
• Los asentamientos son una violación del derecho internacional y constituyen obstáculos para la paz. Sin embargo, miles de casas se construyen cada año en tierras palestinas.
• El encarcelamiento de menores va en contra del derecho internacional, pero 331 menores palestinos están recluidos en cárceles israelíes como prisioneros y detenidos por motivos de seguridad.
• Los palestinos continúan siendo desplazados a causa de demoliciones de casas en el Área C de Cisjordania y en Jerusalén Este.

Estos son solo algunos ejemplos de violaciones que obstaculizan la convivencia, el diálogo productivo y la paz. Caritas Jerusalén está en contra del uso de la fuerza para resolver conflictos y la violación de los derechos humanos. Condenamos las demoliciones de casas, el encarcelamiento de menores, la expansión de asentamientos y la expropiación de tierras. Creemos que se deben buscar activamente todas las posibilidades de paz para detener la escalada de la violencia y la injusticia.
Todas las partes deben actuar de manera responsable y evitar  acciones que socaven las perspectivas de negociaciones exitosas para que los jóvenes de hoy tengan perspectiva de futuro y disfruten de los frutos de la paz, la estabilidad y la seguridad.
Por lo tanto, pedimos a toda la comunidad internacional que trabaje conjuntamente para traducir la solidaridad expresada en el marco de esta jornada en acciones positivas para la paz y la justicia.
En este Día de Solidaridad, deseamos tan solo justicia, paz y reconocimiento de los derechos inalienables del pueblo palestino, así como una verdadera reconciliación entre los dos pueblos y las tres religiones que viven en Tierra Santa.
Gracias por sus oraciones, su solidaridad y apoyo en la búsqueda de justicia para el pueblo palestino.